Saltar al contenido
Aceite Esencial

Aceites Esenciales: propiedades naturales con infinitos beneficios y usos

Te sorprenderá la inmensidad de propiedades beneficiosas que puedes encontrar al probar aceites esenciales. Estos son concentrados que se obtienen a través de plantas medicinales o aromáticas y son utilizados para fines terapéuticos que ayudan a mejorar tu bienestar.

Catálogo de aceites esenciales puros

Sus aplicaciones: ¿cómo se utilizan?

  • Aplicación en la piel: el uso de aceites esenciales en la superficie cutánea ayuda a hidratar y nutrir la piel en gran profundidad con el objetivo de mantener una piel joven, firme y suave. Por ejemplo, contribuye a combatir una piel grasa facial o previene la caída del cabello, disminuye la celulitis, estimula la microcirculación, tratar heridas y curar cicatrices.
  • Por inhalación: relájate a través del olfato activando el sistema límbico al oler los aromas de estos aceites naturales.. ¿No te ha cambiado tu estado de ánimo cuando huele bien? Aprende a regular las emociones, el hambre, la memoria o los instintos sexuales con la participación de los aceites afrodisíacos. Se puede hacer mediante un difusor o añadiendo unas gotas de agua caliente al aceite para inhalar el vapor.
  • Ingeriendo los aceites: algunos aceites esenciales también son comestibles. Generalmente, se necesita la prescripción de un médico para tomar píldoras, aunque también hay personas que los utilizan como aditivos para alimentos. Aun así, siempre se debe consultar su uso por propia seguridad.

Beneficios, ventajas y propiedades al usarlos

En función de la planta de la que se extraen, las propiedades beneficiosas de los aceites esenciales naturales serán distintas. Por eso, se utilizan en tratamientos de belleza, bienestar y salud en sectores como el de la perfumería, la cosmética y la nutrición. A consecuencia, podrás recibir las ventajas de:

✓ Tratar el acné ocasional

Dormir mejor

✓ Obtener un ambientador ecológico

✓ Reducir la irritación causada por el sol

✓ Incrementar la concentración

✓ Combatir la celulitis

✓ Prevenir contagios causados por hongos

✓ Crear un masajeador

✓ Mejorar la respiración

✓ Aliviar picaduras de insectos

✓ Mejorar la salud capilar

✓ Poseer un desifectante o repelente natural

✓ Obtener un purificador de aire

Su origen: ¿cómo se obtienen estos aceites?

Se extraen directamente de plantas y árboles aromáticos: raíces, flores, tallos, frutos… Al tratarse de una extracción directa, se consideran aceites puros y, por eso, hay muchas personas que defienden sus propiedades y beneficios para la salud. Generalmente, los aceites deben diluirse con otras sustancias, ya que son muy concentrados.

¿Cómo se elaboran?

Existen dos métodos para elaborar aceites esenciales naturales:

  • Por destilación: el método más popular. Se trata de un único proceso que dura aproximadamente 20 horas donde se colocan los extractos de la planta que contengan más concentración de principio activo en un recipiente especial relleno de agua. El resultado es que el vapor se condense y el líquido resultante se envase como aceite esencial.
  • Por extracción: método utilizado, sobretodo, antes de descubrir la destilación, ya que se basa en la presión en frío. Actualmente se utiliza para extraer los aceites esenciales cítricos. Su concentración tiende a ser muy alta.
  • Aceites esenciales artificiales: o tambien conocidos como “los baratos”. En un laboratorio, se sintetizan estos aceites reduciendo así los costes de producción y, por lo tanto, el precio final.

¿Por qué tienen esta nomenclatura?

En general, los aceites adquieren el nombre de la planta de origen. Por ejemplo, podemos encontrar el aceite esencial de rosa mosqueta, o el aceite esencial de canela. En el caso de que se puedan extraer más de un aceite esencial de una planta, el nombre es distinto para cada uno de ellos. En el caso de la naranja, se pueden extraer los aromas de su flor (azahar o nerolí), de los frutos recién formados o de la piel de la fruta (aceite esencial de naranjo). Por eso, en algunos casos es necesario recurrir a la nomenclatura botánica. De esta forma, se evitan confusiones.

Aromaterapia: ¿cómo llegan a nuestro organismo estos aceites de farmacia?

Es un método de tratamiento saludable no científico que se ha utilizado durante muchos años para mejorar la salud y el estado de ánimo de las personas a través de la aplicación o inhalación de aceites esenciales. Este tipo de terapia se basa en el sentido del olfato. Cuando se percebe un olor, el cerebro se estimula y de esta forma, procesar distintas emociones gracias al sistema límbico.

La efectividad de la aromaterapia no se ha demostrado científicamente. Así pues, no es considerada parte de la medicina convencional, pero si es un tipo de terapia complementaria (o medicina alternativa).

Los beneficios de la aromaterapia son múltiples, siempre dependiendo del tipo de aceite esencial que se utiliza:

  • Para curar enfermedades: algunas personas utilizan la aromaterapia para combatir ciertas enfermedades es una práctica común. De hecho, sus efectos generan un tipo de “efecto placebo” en los pacientes. Algunas de las enfermedades más tratadas son: el estreñimiento, la dermatitis, la artritis, la bronquitis, los resfriados…
  • Como tratamiento de apoyo: hay personas que utilizan esta terapia para complementar tratamientos muy fuertes como, por ejemplo, la quimioterapia. La aromaterapia ayuda a aliviar los síntomas de las enfermedades o los efectos secundarios causados por estos tratamientos. Reiteramos, pero, que no hay evidencias científicas que demuestren que funcionan.
  • Estimulación psicológica: las propiedades de los aceites esenciales producen distintos efectos: relajantes, antidepresivos, afrodisíacos, estimulantes…

¿Cómo hay que conservar los aceites esenciales aromáticos?

Cuando se trata de aceites esenciales naturales (no sintéticos) tienden a conservarse durante un largo periodo de tiempo gracias a sus propiedades antioxidantes por naturaleza.

Aun así, es posible encontrar una fecha de caducidad de máximo 5 años por temas de legalidad. Pero si el aceite se ha mantenido en buenas condiciones de almacenamiento, se podrá seguir utilizando con todas sus propiedades. Incluso si han estado expuestos a temperaturas elevadas durante poco tiempo o si se han oxidado, se podrán seguir utilizando sin apenas notar ningún cambio en sus propiedades.

No obstante, hay que tener en cuenta los siguientes puntos:

  • Se deben almacenar en lugares secos, frescos, protegidos de la luz y del calor: las botellas deben estar bien cerradas (e incluso selladas) para impedir que entre el aire
  • Preferentemente, se deben embotellar en recipientes oscuros de vidrio: para proteger el líquido de los rayos ultravioleta
  • Son sustancias volátiles: se evaporan relativamente rápido

¿Cuál es su estructura química?

Este tipo de aceite se forma por terpenoides volátiles que, a su vez, están integrados por unidades de isopreno en estructuras de 10 monoterpenoides y 15 sesquiterpenoides. Su estructura química debe contener las sustancias responsables del olor, así como alehídos, cetonas, ésteres u otros. Cada aceite está formado por más de 100 compuestos químicos distintos, dependiendo de su estructura.

Su precio: ¿cuánto cuesta comprar un aceite esencial en el mercado?

Según el proceso de elaboración u obtención, encontrarás artículos y modelos de diferentes marcas a diferente precio. Si es artificial o sintético, el precio será barato o económico. Si se han obtenido mediante extracción o destilatación (procesos más laboriosos) su precio se incrementará. No obstante, en nuestra tienda online encontrarás productos con todos los precios disponibles. Además puedes disfrutar de ofertas y promociones (como la de envíos gratis en 24 – 72h).

Precauciones y efectos secundarios a tener en cuenta

Aunque los aceites esenciales naturales no contengan aditivos ni otras sustancias químicas, pueden reaccionar de formas distintas cuando se aplican en la piel o cuando se inhala su aroma. Por este motivo, ten en cuenta que:

  • Gran parte de los aceites esenciales no se pueden aplicar directamente a la piel: están altamente concentrados y pueden dañar (e incluso quemar) la piel
  • No debes ingerir ningún aceite esencial: salvo que esté recomendado por un médico
  • Tras aplicar un aceite esencial en tu piel, las manos no deben entrar en contacto con los ojos: si eso pasa, debes lavarte con abundante agua.
  • Si estás embarazada no tienes que usar un aceite esencial determinado a tu gusto: se debe consultar previamente con un médico o terapeuta
  • Se deben mantener los aceites esenciales fuera del alcance de los niños
  • Si tienes la piel sensible (o eres alérgico a ciertas sustancias) prueba el aceite en pequeñas cantidades antes de su utilización

Aceites vegetales vs. esenciales: ¿son lo mismo o tienen diferencias?

Aunque parezca que se trate del mismo producto, no es así. Su estructura molecular es distinta. En los aceites vegetales se extraen los triglicéridos de las partes grasas de la planta.

Además, los aceites vegetales aportan ácidos grasos esenciales y no esenciales. Los ácidos grasos contienen vitamina A, E, D y B y son ricos en antioxidantes. En cambio, los esenciales son los que necesitamos aplicar en la piel porque no los producimos.

Ambos aceites se han utilizado siempre por razones de cosmética por sus fuertes propiedades: antiedad, nutritivos para cuerpo y mente y aportan elasticidad a la piel

Los vegetales más conocidos son los de almendra, argán, oliva…(entre muchos más) y se clasifican en función de su poder de penetración en la epidermis, que cambia según su estructura molecular.

Marcas y fabricantes de aceites esenciales biológicos

  • Essential Oils
  • Esencias Garcia Lliso
  • Maese Pau
  • Beyond Aromatic Farms
  • Ecodest
  • Lemonconcentrate
  • Eucagreen
  • Onna BCN

¿Dónde o en qué tienda se puede comprar tu aceite esencial ecológico?

  • Mercadona
  • Promofarma
  • Amazon
  • Mifarma
  • Naturitas
  • Marnys
  • Amazon